Gente como usted pero un poco más patética


Imagine que está usted en el bar saboreando una cerveza fresquita pensando en algo agradable; por ejemplo, en cuál sería la forma más elegante de que encontraran su cadáver. De pronto se abre la puerta y entra ÉL, el pesado, el monotema de las narices. No tiene escapatoria: lo conoce y va a por usted. Además acaba de cometer el error de pedirse otra cerveza. Imposible huir.

Loca Academia de Vaders no puede permanecer indiferente ante estos sujetos sin corazón, especialistas en llevar la conversación hacia su tema favorito, el monotema, con el que suelen ilustrar a sus víctimas hasta despertarles el instinto asesino más sádico. Por eso hoy rendiremos tributo a los 15 monotemas más pesados del entorno hostil.

1.- GENTES CON AFICIÓN A LA CAZA.

¡Qué decir de ellos! Pues no vamos a decir nada, porque si es usted de pueblo sabrá que este tema podría dar para un libro y no estamos dispuestos a repetir aquí el sufrimiento que hemos tenido que padecer. Si es usted de ciudad, probablemente no los haya padecido tanto y preferimos que siga así. Es nuestra buena obra de hoy.

2.- GENTES QUE HICIERON EL SERVICIO MILITAR.

Suelen competir por quién se ha chupado más guardias, quién ha tenido la mili más chunga, el sargento más cabrón, el destino más desfavorable…

Tú eres un enchufao, que te tocó en Madrid. Si te hubiera tocado en Ceuta, como a mí, aún. Pero tú… eso no es mili ni es ná.

3.- GENTES QUE HAN SALIDO AL EXTRANJERO UNA VEZ EN SU VIDA, EN VIAJE ORGANIZADO Y, ADEMÁS, POCO TIEMPO.

– Parece que va a llover.

– Huy, eso no es llover. ¡En Dublín sí que llueve! Mira, precisamente llevo en el móvil 25.000 fotografías de lo que caía en Dublín. Mira. Click. Mira. Click. Mira. Click. Mira. Click. Mira. Click. Mira. Click. Mira. Click. Mira. Click. Mira. Click. Mira. Click. Mira. Click. Mira…

4.- GENTES QUE DICEN “LA ÚLTIMA VEZ QUE ESTUVE EN AMSTERDAM”.

Aunque podrían pertenecer al grupo anterior, estos cansinos se han ganado uno propio. ¡Joder con el Amsterdam de los huevos! Parece que van allí con la misma frecuencia con la que van al WC. Dan ganas de ir una vez y luego hacerles unas amables preguntas, a ver si se les pilla en un renuncio o algo. ¡Basta ya, por caridad!

5.- GENTES QUE HAN PARIDO.

Son muy competitivas. Suelen basar sus competiciones en:

– Duración del parto.

– Si les han dado puntos.

– Si les subía la leche o no.

– Si el bebé se agarraba o no a la teta.

– Embarazo bueno/embarazo malo.

– Si el niño les dejaba dormir.

– Cuántos Kg cogieron.

6.- GENTES QUE VIERON EN 1982 A LOS ROLLING STONES EN EL VICENTE CALDERÓN DE MADRID.

– Pues fui a ver a AC/DC y estuvieron que-te-ca-gas.

– Bah, eso no es nada. Yo, como el primer concierto de los Rolling en Madrid no he vuelto a ver nada igual.

Y ya puedes decirles que has visto a la virgen rompiendo una guitarra, oye, que siempre saltan con la misma cantinela. Además, ¿qué pasa, que todo el mundo fue a eso? Que tampoco es normal la cantidad de gente que te habla de ello como algo mítico, hombre. Que no cuela.

7.- GENTES QUE SE CREEN IMPRESCINDIBLES EN SU TRABAJO.

Que si este año les dan menos bonus (¿?), que si han estado en unas jornadas de convivencia con su jefe, que si les han ofrecido un puesto de más responsabilidad porque cuentan con ellos… ¡Uff! Dejo ya la enumeración, que me agobio.

8.- GENTES QUE HAN SIDO SOMETIDAS A UNA OPERACIÓN.

Sin duda alguna este grupo es el más competitivo de todos. Si dejáramos solos a dos personajes cansinos operados de algo parecido, es posible que llegaran a matarse. Suelen competir por:

– El número de puntos que les dieron.

– El tiempo que duró la operación y el postoperatorio.

– Cuántos miembros del equipo médico fueron a verlos.

También es habitual que presuman de la categoría del médico que los operó.

– Pues el mío era catedrático.

Si el que presume es una persona mayor, normalmente dirá

– Pues el mío era una eminencia.

A lo que alguien contestará

– Ya, pero el mío trató a Rocío Jurado.

9.- GENTES QUE SALEN AL MONTE EN MANADA.

Que si la laguna de Peñalara por aquí, que si La Pedriza por allí, que si los niños disfrutan mucho, que si es guay porque había mucha gente haciendo senderismo (¿?)…

10.- GENTES QUE TIENEN PERRO.

Copio aquí lo que me dijo en cierta ocasión el genial (y dueño de perro) deploreibol:

“Los que tenemos perro somos otros monotemáticos de cuidado: que si mi perro hace tal gracia, que si mi perro hace esto otro, fíjate qué listo mi perro que se tumba cuando se lo digo… Yo diría que somos casi tan pesados como las madres primerizas, y digo casi porque lo que hacen los perros suele ser marginalmente más interesante que lo que hacen los bebés, que suele ser gorgoritos extraños y vomitar”.

11.- GENTES FANS DE AMANECE QUE NO ES POCO.

Que si la devoción por Faulkner, que si los bancales, que si la ingle, que si me cago en el misterio, que si quién se presenta a puta…

12.- GENTES QUE VIVEN EN UNA CIUDAD Y SE HAN COMPRADO UNA BICI.

Son gentes que nunca llevaron o llevarían bici en el pueblo -en el caso de que procedan de uno- pero en la ciudad sí se empeñan en usarla. Sin embargo, se quejan amargamente de que las ciudades no están hechas para la bici y por eso no la usan como medio de transporte, sino para hacer cosas raras con ellas, por ejemplo acudir a eventos ciclistas multitudinarios o a manifestaciones, consiguiendo que los manifestantes normales tropiecen con sus bicis y les pegue la policía mientras ellos huyen cómodamente.

Te explican durante horas lo sano (¿?) y guay que es ir en bici por la ciudad, con los pulmones bien abiertos respirando aire puro. Suelen vestir raro, normalmente atendiendo a una de estas indumentarias:

– Lycra y colores chillones. Casco estilo Alien.

– Rastas, tatuajes y piercing.

Es que para ellos es una ideología. Pero que quede claro que nos referimos a la gente que se ha comprado una bici, no a los que la usan habitualmente como medio de transporte. Para explicarlo de forma más gráfica: si tuvieran un pinchazo creerían que la bici se ha estropeado y se comprarían otra.

13.- GENTES QUE ARREGLAN EL MUNDO.

La paz es posible y yo tengo la fórmula. Y siempre igual. Joder.

14.- GENTES QUE HAN HECHO ALGUNA PARTE DEL CAMINO DE SANTIAGO.

Que si las ampollas, que si tal o cual albergue estaba mejor, que si los madrugones, que qué curioso que hubiera tantos japoneses, que si se cruzaron con varias tías con problemas conyugales que estaban haciendo el camino por prescripción de su psicóloga y que, bajo su delgada capa mística, estaban totalmente desatadas, o sea, más salidas que el pico de una plancha, dejando claro que eran carne de divorcio.

15.- GENTES QUE SE HAN APUNTADO AL GIMNASIO EN SEPTIEMBRE Y GENTES MILITANTES DE LA COMIDA SANA (macrobiótica, light, sin, ecológica y su puta madre).

Los metemos en el mismo saco porque los cansinos a los que les ha dado por una de estas dos cosas suelen darnos el coñazo con argumentos similares:

– Son nazis.

– Cuentan las calorías de todo, tanto de lo que comen ellos como de lo que comes tú.

– Si te ven comiendo normal se llevan las manos a la cabeza.

– Te tratan como a un gordo enfermo y glotón e intentan hacerte sentir culpable. No les dices nada porque en el fondo sabes que morirán mucho antes que tú y, aunque eso te causa cierto placer, tu exquisita educación te impide comentárselo.

_________________________________________________

Si usted pertenece a uno de estos grupos, no se preocupe demasiado. Le aseguramos que los miembros de la Academia no es que pertenezcamos a uno, es que es posible que pertenezcamos a varios. Por eso sólo le vamos a pedir una cosa:

¡MODÉRESE UN PELÍN!

La Academia agradece sus intervenciones a todos los participantes que, con mayor o menor fortuna, han intentado adivinar la identidad de la cosa ésa cuya foto colgamos ayer. Gracias a todos.

Y ya sin más preámbulos vamos a desvelar de quién se trata:

Sí; por increíble que parezca ¡es Axl Rose! La foto la sacamos de un interesantísimo reportaje de ayer en El País sobre famosos que cumplen este año 50 tacos. Parece ser que él es uno de ellos. Pos bueno, pos fale, pos malegro.

Axl_Yogurin_mode_on

Hala, otro ídolo roto. En vez de morirse a los 27 en circunstancias extrañas -como hacen los auténticos profesionales de estos rollos- el tío va y, no sólo no se muere, sino que se deja ver por ahí con este aspecto deplorable:

No_pueser_axl

Si por lo menos fuera luchador del Pressing Catch lo podría entender, pero eso de ir por ahí de estrellita del rock… hombreee, no fastidies. Ten un respeto por aquellas personas que tenían forrada su carpeta del insti con tus fotos. Yo te propondría que hicieras bolos por los colegios cuando estén haciendo esas cosas que hacen ahora de intentar disuadir a los chavales del consumo de drogas. Si te llevas unas fotos tuyas de cuando eras mozo y te ven ahora, el éxito está garantizado.

Bueno, pues enhorabuena a todos los acertantes, tanto a los que habéis participado mediante los comentarios del blog como por los de facebook. Sin embargo, hay que destacar la participación gloriosa de David por ser el primero en acertar. Qué tío, con qué seguridad ha dado la respuesta correcta… Impresionante. Por desgracia no he seguido tu recomendación de no verlo de cuerpo entero porque el comentarista llamado “un señor sin bigote y con barba de tres días” , ha puesto un par de links y, bueno, pues ahí estaba eso en todo su esplendor. Este comentarista debería formar parte YA de la plantilla de la Academia, pues es evidente que posee grandes dotes para hacer daño.

También quiero destacar la pericia de nuestro compañero Sith Bowie Spiegel, que no dudó en calificar así a nuestro ídolo caído:

Es un cruce entre Jodie Foster travestida, El Serpiente de Pressing Catch, Gurruchaga y Paco Clavel.

Recordemos, por Dios:

Eing_queseso

¡Lo es! Lo de Jodie Foster es insuperable.

Bueno, insuperable quizás no. ¿O sí? Mmm… tengo mis dudas. Es que de repente llegó La Reina de la Miel haciendo de las suyas:

… qué maravilla de cutis alechonado luce el ser este, oiga.

Servidora, que es una gran admiradora de ese delicado manjar que es el cochinillo, no ha podido evitar emocionarse ante tan bellas palabras. Jamás nació nadie con la capacidad adjetivadora de su majestad. Su precisión es tal que con una sola palabra puede describir lo que le dé la real gana. Ya podrían aprender de ella todos esos fabricantes de bestsellers a destajo que hacen libracos de 1.000 páginas sin contar ná. Y encima se forran.

Y para terminar, ¿qué opción mejor que el “Testimonios” de Axl Rose?

Perdonen este arranque de frivolidad, pero alguien se ha empeñado en mostrarle a servidora cierta imagen en la que, lo que podría ser un ser humano sin sexo definido, posa en primer plano. Me han sugerido que intentara adivinar su identidad dándome una pista: hubo una época en la que esta cosa era idolatrada por miles ¡qué digo miles! millones de adolescentes. Incluso por gente un poco más crecidita.

Después de mucho pensar he dado con la solución. Me ha impactado tanto que no puedo dejar de compartir ese momento de inquietud con ustedes. Ahí va la foto:

Eing_queseso

Quizás para algunos sea reconocible. Otros pueden estar al tanto del aspecto actual de este ser, quién sabe. Perdonen, en ambos casos, mi palurdez absoluta, pero ¿cómo es posible? ¿qué es lo que ha ocurrido en este cuerpo humano? ¿ese bigote es de verdad o es de los que se pegan?

No hay premio (los recortes han llegado a la Academia), pero estaré muy orgullosa del que acierte quién coño puede ser eso. Mañana publicaremos la solución y la fuente de la que proviene la foto. Ya nadie podrá dormir tranquilo. ¡Es espantoso!

¡Qué duro es vivir! Se toma una unas pequeñas vacaciones de la Academia y tiene que volver urgentemente porque os habéis desmadrado. Sí, he visto el reportaje de ayer en El País sobre eso que, en un alarde de ingenio, han llamado “Nimileuristas” –unos pobres niños ricos, gandules y parasitarios a los que les han hecho unas fotos- y aún tengo dolorida la mandíbula por las carcajadas. Esto se avisa, hombre.

Bien, entremos en materia. Loca Academia de Vaders me ha encargado seleccionar a los gandules más representativos de este elenco de monstruos que, según parece, viven un drama personal porque no llegan a ganar mil euros al mes. La selección ha sido difícil, pues todos ellos tienen su gracia ¡qué jodíos! Vamos allá:

07

Carlos H., 33 años. Ecuatoriano. Vive desde hace diez años en España, está casado y tiene una hija de 11 años y “otra en camino”. Trabaja como oficial de construcción por entre 1.000 y 1.200 euros al mes. En el mismo puesto antes ganaba hasta 2.500. Ha empezado a retrasarse en el pago de la hipoteca.

Copio los textos porque creo que no se ven bien a este tamaño.

Verás, Carlos H, tú no eres “nimileurista”. No deberías estar aquí. Cuando ganabas 2.500 euros en la constru, servidora trabajaba en el mismo gremio, pero como era joven, inexperta y no iba a destajo como tú, cobraba 90.000 pesetas. Eso sí, tenía bien claro que si me equivocaba a la hora de replantear para que tú pusieras ladrillitos con los de tu cuadrilla y os levantarais medio millón por barba, iba a la puñetera calle, así que no había posibilidad de error. ¿No pensaste entonces en ahorrar algo de ese pastizal que te entraba? Los que trabajaban conmigo tampoco lo pensaban entonces: preferían gastárselo en putas y farlopa.

11

Miguel Sánchez, 24 años. Fisioterapeuta. Busca trabajo desde hace un mes, cuando volvió a España “por una chica”. Hasta entonces trabajaba en un hospital en Francia como funcionario, donde ganaba hasta 2.400 euros al mes. “La mitad de mis compañeros eran españoles”. Si no encuentra trabajo, no descarta volver al país vecino (está en excedencia) y recuperar su puesto.

¿Cómo? ¿Que el niño se ha encoñao? Un drama. Cuando la churri le dé la patada el mes que viene, lo mismo tiene que volver a ese infierno de los 2.400 euros que le reporta su plaza en propiedad. Yo no sonreiría tanto, Miguel Sánchez. Tu novia te va a dejar por un interino y ni tu plaza fija ni nada te servirán para evitarlo.

14

Agripina Carretero, 19 años. Estudiante de Periodismo. Cuando acabe la carrera le gustaría irse a EE.UU. porque es donde le gustaría desarrollar su carrera profesional. Mientras tanto, vive en un piso compartido en Madrid, que le pagan sus padres.

¡Pero si acaba de empezar la carrera! Esta muchacha tampoco es “nimileurista”, jolines. ¡Es estudiante! ¿Y con qué medios piensa irse a EE.UU? Bueno, siempre están mami y papi, ¿verdad?

15

Javier R., 24 años. Ingeniero de Telecomunicaciones. Acaba de terminar la carrera y esperaba encontrar trabajo pronto, pero lleva dos meses buscando y no lo ha conseguido. Dice que se ha dado cuenta de que le hace falta el inglés, así que se marcha a Irlanda en las próximas semanas. En España solo ha trabajado como socorrista los veranos.

Acaba de terminar y lleva ya ¡dos meses buscando trabajo! Huy, qué fallito eso del inglés, ¿eh? Llevas razón, te hace falta. Y para currar de reponedor casi que también. ¿Sabías que los reyes magos son los padres? Bueno, pues ya te lo digo yo. Sí hijo, sí, la vida es una mierda. Si eres ingeniero de teleco tienes que saber inglés. Ahora búscate un curro –que ya va siendo hora- y te apuntas a una academia buena que pagarás de tu bolsillo. ¡Ah no, que te vas a ir a Irlanda! Hombre, habiendo currado de socorrista los veranos no creo que te llegue, así que entiendo que papi y mami tendrán que hacerse cargo de ese viaje tan chupiguay. Qué te importa a ti que lleven toda la vida currando.

17

Naiara Mulguialday, 26 años. Es actriz y hasta hace un mes trabajaba en una compañía de teatro (900 euros), pero quebró. Ahora está en paro y no tiene intención de cobrar la prestación, aunque tiene una hipoteca para los próximos 40 años. Pagará la letra con lo que saca de alquilar una de las habitaciones de su casa y vivirá de sus ahorros. “Me gastaré hasta el último céntimo que tengo antes que trabajar de otra cosa que no sea de lo mío, aunque respeto a quien lo hace”.

¡Anda, si es actriz! Claro, por eso pone cara de asco, de estar viviendo un drama personal. ¡Menudas dotes interpretativas! Parece estar diciendo “a Dios pongo por testigo de que jamás trabajaré en algo que no sea de lo mío. ¡Yo soy actriz!” Plas plas plas plas, ¡bravo! Muy logrado, Naiara. Pero ¿a cuánto estás cobrando la habitación para poder pagar con ese dinero la hipoteca? Y además tienes ahorros como para poderte plantear vivir de ellos ¡a tus 26 años! Yo no sé si es que vivo en otro mundo o qué, pero ¿de dónde han sacado a esta gente? Pues mira, chata, tú quieres ser actriz y yo quiero comprarme un castillo y recibir a mis invitados vestida de llanisca, pero ni siquiera puedo empezar por pagar el traje. Una lástima, con lo chulos que son (tanto los castillos como los trajes de llanisca).

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Trajes de llanisca. Tan bonitos y tan caros

22

Ana J., 29 años. Psicóloga. Trabaja como educadora por 1.000 euros. Encontró este trabajo en enero, días después de que la despidieran de su anterior empleo en el que estuvo cinco años. Reconoce que tuvo mucha suerte. Aunque podría independizarse, vive en casa de sus padres porque quiere ahorrar para comprarse una vivienda con su novio.

Muy bien, Ana. ¿Hasta dónde piensas ahorrar? ¿hasta poder pagar la vivienda que quieres comprarte? No, supongo que tendrás que pedir una hipoteca. Una decisión muy sabia teniendo en cuenta que dispones de 1.000 euros mensuales más lo que gane tu novio. Probablemente el banco ni siquiera te la conceda. Otra cosa es que ofrezcas como aval la vivienda de tus padres. Entonces, un buen día te quedarás sin curro y no podrás hacer frente al pago de la letra. Llegará el banco y se quedará con la casa que tus padres han pagado con tanto esfuerzo. La única duda que tengo es si a esas alturas tu novio y tú habréis cortado ya. Supongo que sí. Es que hacer eso antes, bueno, pues se podía perdonar. Pero ahora que tenemos tan de actualidad el tema de los desahucios, pues no lo veo. Vete de alquiler con tu novio y déjate de historias. Lo de tener vivienda en propiedad del banco es una cosa que nos han metido por los ojos para que piquemos. No les hagas caso.

23

Nona M., 27 años. Se diplomó en diseño de interiores y se graduó en interpretación en la escuela de Cristina Rota. Está en paro desde junio de 2011. Depende económicamente de sus padres, que le dan 1.500 euros al mes para el alojamiento en Madrid y su manutención, más lo que ya se han gastado en su formación. Su primer y único sueldo como actriz ha sido un corto por el que ha ganado 78 euros.

¿Dónde están esos padres? Si mis padres me dieran 1.500 euros al mes también dependería económicamente de ellos. ¡Coño, 1.500 euros! Ya los quisiera ver yo alguna vez ¡aunque fuera trabajando! Nona, entiendo perfectamente que les des las gracias a tus padres, igual que entiendo que no encuentres curro. ¿Cómo vas a aceptar nada por debajo de 1.500 euros? Natural, si ya los tienes sin levantarte de la cama. Menuda situación tan dramática, no sé si voy a poder seguir comentando este cúmulo de desgracias encadenadas. Qué mal está todo.

28

  Rafael Aníbal, 28 años. Periodista con dos máster. Está en paro desde noviembre y no cobra la prestación (prefiere tirar de ahorros). Desde entonces ha estado haciendo trabajos en negro. “Para vivir bien tienes que tener ocho millones de colaboraciones”. […] Comparte piso en Madrid. Aunque ha tenido trabajos en medios de comunicación por 1.100 euros al mes, considera que eso también era una “infraremuneración”.

Otro que no necesita cobrar la prestación porque tira de ahorros. Alucino. Y se queja de haber tenido trabajos por 1.100 euros. ¿Pero esta gente que se cree? ¿Que porque sus papis les hayan pagado dos máster ya tienen derecho a ser ricos? Quizás no son los máster lo que les da ese derecho, sino simplemente el hecho de respirar.

Después de haber visto este reportaje, me queda la duda de si el autor es una persona totalmente ajena a la realidad o si la conoce demasiado bien y ha querido reírse a la cara de todas esas muestras bípedas de la frivolidad hecha carne. Lo que sí tengo bien claro es que, además de un castillo y un traje de llanisca, cuando sea millonaria voy a querer tener esto:

lanzallamas  

Esta tarde me ha surgido una misión de última hora, así que he tenido que conducir mi vehículo a toda velocidad, eso sí, siempre dentro de los límites establecidos, que una no está para desperdiciar los dineros en pagar multas.

Iba yo por la autovía con las ventanillas bajadas (aunque este dato no es relevante) cuando un motorista malo me ha adelantado a una velocidad insólita, lo que me ha molestado bastante. Qué rápido se pica esta tía -pensarán ustedes- pero no ha sido su exhibición de poder sobre las dos ruedas lo que me ha molestado tanto, no. Es que el tipo, agazapado como iba sobre su moto, ¡estaba enseñando la raja del culo! Y como después de adelantarme, enseguida se ha colocado en mi carril y delante de mí, he tenido que verlo, joder, qué ascazo. La verdad es que no iba a ninguna misión, sólo iba a comer a casa de mi madre, la Sra. Garland, pero después de esto… ¿quién puede seguir teniendo hambre? Valiente individuo, ¿a cuánta gente le habrá revuelto el estómago por la autovía? Pueden ser miles los damnificados por su osadía ojetil, ya que el tipo ha seguido adelantando y adelantando. Y no sólo eso: encima se cambiaba de carril, no se le fuera a escapar alguien sin ver semejante espectáculo de carne y pelo. Lo odio. Al principio pensé en rozar levemente mi coche con su moto, pero lo mismo acababa subido encima de mi luna delantera ¡con su ojete sobre mí! Y eso sí que no. Con esa raja infecta estampada en mi parabrisas yo no podría seguir viviendo.

Basta ya. Me planto. No quiero ver más huchas por ahí. Esa moda de llevar los pantalones por la mitad del culo está acabando con mi paciencia. Por favor, un poco de dignidad. Los padawan deben saber que las cosas antes no eran así. Años atrás la gente se vestía normal y los pantalones tapaban el culo y todo eso. Es la verdad. Los fontaneros eran famosos por la frecuencia con la que mostraban la raja del culo ¡y se trataba como un tema horrible! Incluso llegaron a comercializarse maquillajes para evitar esa exhibición pública tan poco elegante.

Pero ahora… ahora las cosas han cambiado mucho. Este despropósito atribuido tradicionalmente al gremio de la fontanería se ha convertido ¡¡¡en una moda!!! Y no sólo la siguen los jovencitos a los que sus papis les compran la ropita más cara y más guay del mercado, no. Hay señores con nómina propia que también van por ahí mostrándonos sus encantos a la menor ocasión. Ocurre en el supermercado, en el autobús, en el bar… ¡es una plaga!

Hucha_super

¿Por qué tenemos que aguantar esta estampa generalizada tan horrible? El mundo ya era una mierda, no era necesario reforzar su ruina con rajas del culo deambulando por las calles.

Van por ahí luciendo hucha al aire libre con su aire de suficiencia, como si fueran tipos muy chungos y muy peligrosos. Que parece que te están diciendo que ojito con ellos, que se han criado en la calle. Y resulta que los muy gilipollas llevan los pantalones caídos con medio gayumbo fuera para que se les vea bien porque los gayumbos ¡son de Calvin Klein!

baggypants

Pues mire, señor jovencito, cuando yo tenía su edad mi madre no me compraba bragas de marca. Iba al mercadillo y pillaba 5 bragas por 500 pelas, ¿sabe? Pero qué coño vais a ser peligrosos ni nada, si sois unos pijos de ésos colmados de caprichitos de los que nos reíamos cuando yo era pequeña. Qué lástima. En un ataque zombi los primeros en caer seríais vosotros ¡calvinkleins!

Anda… iros a cagar con vuestra raja del culo pública. Asquerosos.

4 PM hora imperial. Complejo residencial con intensísima vigilancia privada. Androides depredadores listos para atacar. Al fondo a la derecha, edificación palaciega: dependencias del Excelentísimo Ministro Secreto para el Control de la Población Civil en el Imperio. Saloncito del café. El Señor Ministro Secreto se dispone a degustar un café bien cargado servido por Ambrosio, su asistente personal, quien se ha tomado la libertad de ofrecerle también un Ferrero Rocher.

– Ambrosio, estoy desesperado. El Ministerio Secreto para el Control ya no funciona como antes y no se me ocurre qué podemos hacer.

– Señor, ¿acaso la población ha dejado de tener miedo? Recuerde los buenos resultados que le ha dado siempre introducir temores populares para prever y controlar todos los movimientos de la chusma.

– Claro, Ambrosio. El problema es que hemos llegado a una situación tan caótica que ni siquiera la religión nos sirve para infundir temores. ¡Estamos rodeados de hordas de descreídos! Prácticamente nadie teme ya por el futuro de su alma inmortal. Sólo utilizan sus creencias como excusa para celebraciones y fiestas. En el fondo siempre han sido unos vividores.

– Pero Señor… algo se podrá hacer, ¿no?

– No veo ninguna solución. Tenemos que renovarnos; abandonar el tema religioso e idear nuevas propuestas para que la población tema. Hay que innovar. ¡Necesito volver a hacerme con el control de las vidas de esos indeseables!

– Señor… además de lo del Ferrero Rocher, me he tomado la libertad de pensar en ello detenidamente. Últimamente lo he visto muy preocupado por la amenaza que supone para usted la falta de miedo en la población.

– ¿Y qué ha pensado, fiel Ambrosio?

– Le he comprado una máquina.

– ¿Una máquina? ¿Me está tomando el pelo? ¿De qué estupidez está hablando?

– Mire, aquí está. La han traído esta mañana del mismísimo Tatooine. Le explico: se trata del Acojonator 2.0, una máquina creada para fabricar ideas; ideas para que la población tema a cosas.

– ¿Cosas? ¿Qué cosas?

– Bueno, eso depende. Hay que configurar una serie de parámetros muy sencillos y ella se encarga de suministrar la idea más adecuada. Es lo último en el mundo del pánico colectivo.

– ¡Qué inventos! A ver… ¿cómo funciona exactamente?

Instrucciones

 

– Mire, es muy fácil: sólo hay que introducir papel en el área 1. Se cierra la máquina, se configuran los parámetros y el papel sale por la ranura 2 con la solución escrita en él.

– ¡No puede ser! Vamos a probar. A ver, alcánceme papel. ¡Rápido! Si esto funciona volveré a controlar a la población como en los mejores tiempos ¡muhahahaha!

– No se apresure, Señor. Hay que configurar los parámetros. Por ejemplo, aquí está la opción de introducir fecha actual. Es un parámetro muy simple, ¿ve? No hay por…

– ¡Silencio, Ambrosio! Ponga ahí 5 de diciembre de 1987.

– mic, mic, mic, mic, miiiiiic….

– ¡Ya sale el papel! ¡Veamos qué idea trae!

Ola de frio

– Señor, aquí pone “ola de frío”. Ya lo tiene.

– ¿Ola de frío? ¿Y eso qué quiere decir? Saque el papel por si trae alguna aclaración.

– Veamos… ¡mire! Parece ser que solamente habíamos visto el título. Por la cara trasera viene la idea desarrollada.

– ¡Traiga que lo lea!

<<Convierta el invierno en motivo de alarma cómodamente. Los días de frío, normales en esta época, pasarán a llamarse a partir de ahora “ola de frío polar” (también siberiano). Con la ayuda de los medios de comunicación, puede manipular los mapas del parte de El Tiempo y zonificarlos por colores, a los que denominará “alerta roja”, “alerta naranja” o “alerta amarilla”, dependiendo del nivel de alerta que le interese en cada momento. Le recomendamos utilizar también la “alerta por lluvias” para épocas lluviosas, siendo muy importante en este caso mencionar continuamente la cantidad de litros registrados por metro cuadrado, un dato que la mayoría de la población sólo podrá interpretar como algo catastrófico. Atención: es posible utilizar este tipo de alarma en época estival. Sólo debe sustituir la consigna “ola de frío polar” por “ola de calor africano” o “masa de aire sahariano”. Recuerde que es muy importante la labor de los medios de comunicación para difundir el mensaje entre la población paulatinamente. Sin ellos, esta consigna no tendrá el efecto deseado>>.

– Pero ¡Ambrosio! ¡Esto es absurdo! Por mucho que lo repitan en el telediario, ¿cómo va a considerarse noticia que haga frío el 5 de diciembre?

Frio en Navacerrada

– ¡Señor! ¡La máquina está parpadeando!

– Veamos. En la pantalla dice “inserte más papel”.

– A lo mejor ha obtenido más resultados con el parámetro que le dimos.

– ¡Cierto! ¡El 5 de diciembre! Pero ¿a qué espera para ponerle el papel?

La op.salida

– ¿Operación salida/retorno? Deme, deme, a ver qué explicación nos da.

<<Convierta a la población en esclava del asfalto durante los periodos vacacionales, puentes y fiestas de guardar. Alerte constantemente del peligro en las carreteras, sin omitir datos sobre el número de muertos y los millones de desplazamientos previstos, un dato que puede inventarse sobre la marcha ya que adivino, lo que se dice adivino, usted probablemente no sea. Mantenga a la población en un sinvivir, pendientes de los datos que les den para elegir cuándo salir. De esta forma, puede conseguir que salgan todos a la vez. Y si puede informar de alguna vía alternativa, tendrá el caos asegurado>>.

– Señor, esta consigna podría funcionar.

– No sé, Ambrosio, no sé. ¿Realmente cree que conseguiremos llamar su atención con esto?

Operacion salida

 

– Bueno, pues ya no pide más papel. Parece que habrá que introducir nuevos parámetros. ¡Sorpréndame, Ambrosio!

– Muy bien, Señor.

– mic, mic, mic, mic, miiiiiic….

Hábitos alimenticios

<<Consiga que la población tenga miedo de sus propios hábitos alimenticios. Difunda listados de alimentos supuestamente perjudiciales para la salud, asegurándose de que todos ellos cumplan los siguientes requisitos:

a) Que estén buenos.

b) Que sean asequibles para la chusma.

Le proporcionamos algunas posibilidades:

  • No hay que comer muchos huevos a la semana.
  • El aceite de este tipo es bueno/el aceite de este tipo es malo/el aceite de este tipo es bueno/el aceite de este tipo es malo – incertidumbre = éxito.
  • No hay que comer mucha carne, especialmente de cerdo. Puede utilizar algunas palabras clave: colesterol, triglicéridos, transaminasas.
  • Comer embutido es malo (excepto los ibéricos, a ser posible comprados en El Corte Inglés).
  • La leche sin desgrasar es mala. Puede alabar las bondades de cualquier leche que no sea la normal de toda la vida, aunque esté hecha de soja. Colará.
  • La sal es mala>>.

– ¡Pero qué máquina tan curiosa, Ambrosio! Creo que empiezo a verle alguna utilidad.

– Claro, Señor. El Acojonator 2.0 cuenta con todas las garantías.

– Creo que voy a probar yo ahora. A ver…

– mic, mic, mic, mic, miiiiiic….

Pandemias

<<Desde que se acabó con la peste ya nada ha vuelto a ser lo mismo. Siembre el pánico colectivo alertando de vez en cuando de la aparición de una epidemia, pandemia, brote, etc, de alguna enfermedad que pueda ocasionar la muerte, aunque dicha epidemia no exista y sólo hayan aparecido muertes aisladas. Ejemplos que puede utilizar: meningitis, gripe A, gripe aviar, gripe porcina (la gripe es un valor seguro), vacas locas, anisakis, salmonela, legionela… La población no podrá reprocharle que se gaste cantidades ingentes de dinero imperial en la multinacional que le interese por la adquisición de vacunas o de cualquier fórmula de exterminio del brote >>>.

– Pero, Señor… ¿cómo va a sentir miedo la población ante pandemias ficticias? ¿no me comentó que se estaba planeando desde otro ministerio producir un cáncer en cada individuo en un futuro? Si el cáncer será una epidemia real, temerán a esto más que a una epidemia inventada, ¿no?

– No, Ambrosio, no. Al tema del cáncer inducido por nosotros mismos, nunca le daremos carácter de epidemia, aunque toda la población lo vaya a sufrir. Tendremos mucho cuidado para que las palabras cáncer y epidemia no se puedan relacionar. Además, estamos pensando en culpar absolutamente de todo a los fumadores. De esta forma, conseguiremos que la población se divida en fumadores/no fumadores y que se peleen entre ellos en vez de ir a por nosotros.

– Pero Señor, ahora mismo se fuma en todos sitios, igual que se ha hecho siempre desde que me alcanza la memoria, y el cáncer es una enfermedad poco habitual. ¿Cómo van a conseguir que, de repente, la gente culpe de todo al tabaco?

– No se preocupe por eso ahora, Ambrosio. Estamos trabajando en cómo irlo implantando poco a poco y, si lo hacemos bien, ellos no se darán ni cuenta. De momento, quédese con la idea de sembrar pánico con pandemias imaginarias. Seguro que funciona.

Gripe A

– Probemos otra vez el Acojonator, a ver qué pasa ahora:

Secuestro niños

<<Haga campaña para que la población crea que hay muchos malos por ahí deseando secuestrar a sus hijos. Los niños no volverán a salir solos de casa sin vigilancia paterna. Esta estrategia evitará que los niños evolucionen como cachorros de cualquier especie, es decir, relacionándose con otros cachorros y desarrollando el ingenio para evitar ser avistados cometiendo sus tradicionales fechorías infantiles. Fabrique desde la infancia una futura sociedad de inútiles sobreprotegidos a los que podrá manipular en la edad adulta sin el menor esfuerzo>>.

– Pero Señor… ¡esto no puede funcionar! Nadie creerá que hay tantos malos. Vivimos en uno de los imperios con el índice de delincuencia más bajo.

– Calle, Ambrosio, calle. Estoy pensando… ¡esta idea es genial! Si los niños van a ir siempre acompañados de sus padres y sus padres son los que llevan el dinero ¡podemos crear espacios donde estén dispuestos a gastárselo! Por ejemplo… superficies enormes vigiladas repletas de tiendas y restaurantes ¡mejor aún! Tiendas y restaurantes franquiciados de nuestras multinacionales favoritas, ésas que financiarán con sus anuncios los periódicos donde establecemos nuestras consignas del día a día. Solamente hay que dotar esas superficies de algún área infantil ridícula para que padres e hijos puedan pasar allí una tarde entera. Como los niños estarán sometidos a un montón de estímulos procedentes de las tiendas y restaurantes ¡los padres les comprarán prácticamente lo que les pidan! Es estupendo: el dinero se moverá donde nos convenga que se mueva ¡y no en esos comercios y bares de barrio que ni siquiera se anuncian!

– Bueno, bueno, usted sabrá… ¿vuelvo a darle a la máquina?

– ¡Por supuesto!

Crisis economica

 <<Fabrique una crisis económica y consiga que la gente repita la consigna “está todo muy mal”. Se trata de lograr que esta consigna la repita incluso la gente que no se haya visto afectada. Con la crisis evitará que los delincuentes vayan a la cárcel. Tranquilo: los ciudadanos normales no protestarán por ello, ya que creerán que están tan jodidos que tienen que tragar con lo que sea, incluso con sus trabajos de mierda>>.

– A esta idea habrá que darle una vuelta. No sé yo si podremos llegar a tanto.

– Señor, se me ha ocurrido… ¿y si probamos la máquina sin introducir ningún parámetro?

– Hombre… no creo que funcione bien, ¿no? Supongo que saldrá alguna idea absurda imposible de llevar a cabo. Pero por probar…

Volcanes

– ¿Ceniza de los volcanes con nombre impronunciable? ¡Este cacharro se ha vuelto loco!

Cenizas

– Ambrosio, después de probar el Acojonator 2.0 he llegado a una conclusión sobre el funcionamiento de este aparato.

– Dígame, Señor.

– El Acojonator 2.0 se basa en meter miedo con cosas irracionales, en vez de hacerlo con cosas espeluznantes como los zombis, la Tower Bridge de Londres / \ , Freddy Krueger, los caballos o los aviones de Ryanair, cosas, en definitiva, a las que una Vader teme.

Nos hemos referido a ella en varias ocasiones (aquí y aquí). Por ello hemos decidido ahondar un poco más en el personaje y mostrar su cara más humana, más personal.

Bebe_premios

Nuestra homenajeada recogiendo varios premios, acción no exenta de mérito, pues implica que está dotada de pulgar prensil, en contra de lo que se pudiera pensar.

¿Y qué mejor forma de conocer a Bebe que haciéndole una entrevista? Por desgracia, todos los corresponsales de guerra de Loca Academia de Vaders pidieron un plus de peligrosidad, un gasto que no podemos asumir, así que hemos tirado de hemeroteca para mostraros los extractos de UNA ENTREVISTA A BEBE, el documento que disipará todas vuestras dudas acerca de este icono del lavapiesismo perrifláutico más molón.

Diario El Mundo. Contraportada del martes 24/08/2010.

Sección: “En Camisa de Once Varas”.

Entrevista realizada por: Quico Alsedo.

En esta entrevista demostraremos que Bebe es una mujer comprometida con el entorno, que gusta de mantenerse informada sobre la actualidad social, económica, política o cultural y que domina materias muy concretas como la religión, la ciencia o la tecnología. Una persona, en definitiva, preparada para conversar sobre cualquier tema, lo que nos lleva a imaginarla reflexionando cotidianamente acerca del entorno hostil.

P: ¿Qué bebe Bebe?

R: Pues agua… y gintonic con una rodaja de pepinillo.

[…]

¿Es esto lo que beben los lavapieseros? ¡Puaj! A mí me daría mucha vergüenza ser vista en público bebiendo cualquiera de esas dos cosas, especialmente lo del pepinillo. Y ahora que lo pienso… ¿no querría decir pepino? Que también me parece raro enganchar eso en un vaso de tubo, pero una rodaja de pepinillo… joer, es un poco difícil, ¿no?

P: Facebook. ¿Está o se la sopla?

R: No uso mucho, la verdad…

P: ¿No tiene?

R: Eh… No. Yo las cosas de internet me interesan lo justo. No tengo tiempo pa ese tipo cosas. No me van las redes sociales…

[…]

Huy, qué pillada. Primero dice que no usa mucho, pero luego tiene que admitir que ni siquiera tiene. Lo de que las cosas de internet le interesen lo justo es una lástima: jamás llegará hasta aquí. ¡Con la ilusión que nos haría matricularla en la Academia!

P: ¿Le mola el fútbol?

R: ¿El fútbol? Me da igual, pero hay partidos que veo: los de la selección, alguno del Atleti me ha gustado ver, pero no me desvivo ni mucho menos.

[…]

Vaya, qué complicado. Las cosas de internet no le interesan, el fútbol le da igual… aquí estoy viendo al entrevistador empezando a ponerse nervioso, buscando un tema que sea del agrado de Bebe, algo de lo que pueda opinar para que la entrevista quede más o menos coqueta. En un alarde de ingenio, encuentra el tema perfecto: la religión. Empieza preguntándole si se metería a monja.

P: Porque no existe…

R: Quién.

P: Dios.

R: A ver, yo no tengo ninguna opinión. He estado en un colegio de monjas, y hay monjas que son profes, pero que yo no me metería nunca a monja. Que no, que me gustan los placeres de la vida.

Nada, la ha cagado. Sobre la existencia de Dios no tiene ninguna opinión. No puede permitirse otro fallo. Tiene que encontrar un tema que vaya más con ella.

P: ¿Hay mucho pijohippy por ahí suelto?

R: Ah, no sé. Por mí, que haya lo que quiera.

[…]

Huy, esto se pone feo. Debería ser una experta en cosas de pijojipis, ¿no? Pobre entrevistador, necesita una idea, algo en lo que Bebe se pueda desenvolver. ¿Quizás sea aficionada a la lectura?

 P: ¿Suele leer el Hola?

R: Leerlo no, pero verlo, si lo tengo a mano, sí que lo veo. Si lo pesco, depende de la carátula que tenga, cojo el Lecturas u otra por ahí…

[…]

Vale, por lo menos ve los dibujicos y tó eso. A lo mejor esta pregunta le ha hecho coger confianza y ya se puede pasar a temas un poco más serios.

P: Los bancos…

R: ¡Pa sentarse!

P: Ya, ya, pero ¿los nacionalizamos o no?

R: Creo que si se nacionalizan no es bueno, ¿no? La verdad es que en esto no estoy yo muy puesta… ¿cómo era? Ahora mismo no estoy yo nada puesta en… [claramente desarbolada] Mira, los bancos pa quererse, bancos de atunes y bancos de peces… bancos por las esquinas pa besarse ¡y lo demás me da igual!

Jo, qué envidia me da esta mujer a la que todo le da igual. Pocas cosas deben existir que no se la suden. En este punto, el entrevistador sabe que ya no va a conseguir salvar la entrevista, así que decide dejar de improvisar y ceñirse a lo que llevaba preparado, salga por donde salga.

P: ¿Se imagina el universo cuando no había nada y fue apareciendo todo?

R: Pues me suelo hacer esa pregunta, sí. Lo he intentado imaginar viendo documentales…

P: Pero ¿usted puede pensar en nada?

¡Jajajajajaja! Perdón, perdón por la interrupción, pero es que no podía. Seguimos:

P: Pero ¿usted puede pensar en nada?

R: Ya, es complicado para nosotros. Se supone que venimos de partículas, de un chispazo, evidentemente no venimos de un dios que dijo voy a hacer esto o voy a hacer aquello [su agente nos cuenta luego que Bebe es “muy amiga” de Eduardo Punset]

[…]

¿El Big Bang “un chispazo”? Bueno, si Bebe fuera valenciana podría entenderlo, porque ¿qué es el Big Bang frente a una buena mascletá?

P: ¿Y eso que dijo de que Esperanza Aguirre le cae bien?

R: ¿Yo? No creo haber dicho eso [pensativa]… pero me parece una mujer muy fuerte. No la conozco, pero estar metida en un mundo de hombres no debe de ser fácil…

Sí, de hombres adictos a los rayos uva. Eso quisiera ella: estar metida en un mundo de hombres, porque ahora con tanta mecha y tanto depilado suelto por las filas del PP, ya me dirás tú. ¡Si hasta el mismísimo Aznar lleva melenita!

Comentario final del entrevistador, imagino que después de sudar la gota gorda:

 Después, en las fotos, Bebe le dice al fotógrafo: “Tu amigo venía con ganas de carnaza, ¿eh? ¡Pues ná!”

Página siguiente »